martes, 30 de agosto de 2011

Aloe Vera




Algunas de sus aplicaciones terapéuticas son:

  • Antibacteriano.
  • Destruye las células muertas y regula el pH de la piel.
  • Antiséptico y cicatrizante.
  • Antiinflamatorio, antiviral, analgésico y desintoxicante.
  • Hidratante.
  • Indicaco para irritaciones, quemaduras, picaduras de insectos, heridas superficiales, eccemas... ya que acelera la restauración celular.
  • Elimina la infección de los poros en el acné juvenil.
  • Ideal para la artritis, el reumatismo y el dolor muscular.
  • Protector solar.
  • Reduce la psoriasis.

Bizcocho de Castañas.

Este es un tipo de pastel o bizcocho típico de los Magostos Gallegos que forma parte de la cocina tradicional gallega. Se comenzó a elaborar a principios de la Edad Media y, desde entonces, sus ingredientes casi no han variado.

Ingredientes.

  • 100 gr de harina de trigo.
  • 200 gr de miel o azúcar.
  • 200 gr de manteca o mantequilla a temperatura ambiente.
  • 5 huevos.
  • Media cucharada de bicarbonato sódico.
  • Azúcar glass o chocolate deshecho para decorar.
  • 1 vaso de leche.
  • 150gr de harina de castañas pilongas (secas).
  • 100 gr de castañas pilongas picadas.
  • 1 chorrito de licor de café o, en su defecto, licor de caramelo (también se le puede echar anís o vino dulce).
  • Una pizca de sal.
  • 1 sobre de levadura.
Elaboración:

  1. Para la harina  de castañas pilongas: poner a cocer los 150 gr de castañas pilongas y dejar hervir. Una vez las castañas se han puesto tiernas, retirarlas del fuego y dejar enfríar durante unos 2 - 3 minutos. Una vez pasado este tiempo, picar las castañas en la picadora hasta que queden como un polvo fino o de la misma textura que el pan rayado.
  2. Introducir en un bol la harina de castañas, la miel o azúcar y la leche. Batimos muy bien hasta que quede una crema ligera.
  3. Añadir la harina de trigo, la levadura, el bicarbonato y la sal. Incorporar los huevos uno a uno a la mezcla y batir.
  4. En un bol a parte combinar la manteca con el licor, hasta que esta quede bien cremosa. Añadir a la mezcla anterior.
  5. Poner a hervir los 100 gr de castañas pilongas y, una vez hervidas y tiernas, picarlas en pequeños trozos. Añadir a la mezcla.
  6. Engrasar un molde con manteca o aceite y espolvorear harina. 
  7. Verter la masa en el molde.
  8. Hornear el bizcocho en el horno precalentado a 190º  entre 30 y 40 minutos.
  9. Dejar enfríar el bizcocho en el horno (para que no se baje), desmoldarlo y decorar la tarta bien espolvoreando azúcar glass o vertiendo chocolate derretido por encima.

lunes, 29 de agosto de 2011

Ipocrás. bebida finales edad media.

El Ipocrás o Hipocrás es una bebida que, aúnque no se dió a conocer hasta principios del siglo XV d.c, ya tenía una larga tradición en España.

Ingredientes

  • 1/2 botella de vino blanco.
  • 1/2 botella de vino tinto.
  • 5 cucharaditas de canela en polvo.
  • 3 clavos.
  • 1 cucharadita de jenjibre en polvo.
  • 90gr de miel, o azúcar en su defecto.
Elaboración 

  1. mezclar los ingredientes en una cazuela y poner al fuego hasta que comience a hervir.
  2. Colar la mezcla por una manga hasta que salga de color claro
Nota: esta bebida se puede tomar tanto fría como caliente.







Didem Kinali Dance

viernes, 26 de agosto de 2011

Porqué estudio enfermería?

  1. Porque quería una carrera "rápida".
  2. Porque me gusta estar aislada del mundo.
  3. Porque quiero saber cuanto aguantará un hospital mendio en ruinas sobre mi cabeza.
  4. Porque me gustan los profesores que te reprueban porque eres muy gordo o les caes mal.
  5. Porque pensaba que Nightingale era un puticlub.
  6. Porque me pone hacer trabajos justamente la semana antes de exámenes.
  7. Porque en la facultad tienen una cafetera con un mono encerrado dentro haciendo cafés.
  8. Porque me van las emociones fuertes y he ido a clase con psicopatas que con bombas asesinas piensan dominar el mundo.
  9. Porque me hace feliz sacar sangre.
  10. Porque a parte de enfermería, aprendes marketing, relaciones públicas y sobretodo la utilización de todo tipo de materiales audiovisuales.
  11. Porque me excita hacer cola durante horas delante de la fotocopiadora.
  12. Porque los médicos son malos.
  13. Porque me fascina vestir de blanco.
  14. Porque me encantan los exámenes donde no sabes ni lo que te están preguntando.
  15. Porque me he tragado todos los capítulos de House.
  16. Porque quiero ser farmacéutica.
  17. Porque quiero ser abogada.
  18. Porque mis bolsillos se parecen cada vez más al Bolsillo Mágico de Doraemon.
  19. Porque yo lo valgo.
  20. Porque me pone trabajar sin cobrar nada.
  21. Porque me van las palabras raras: esfingomanómetro, empatía, metaparadigma, etc.
  22. Porque voy a ser abogada, economista, científica, profesora, etc.
  23. Porque soy masoquista.
  24. Porque mis ojos brillan cuando veo las venas de mis amigos y pienso: "ahí cabe un 18".
  25. Porque abrir un equipo estéril es todo un reto.

jueves, 25 de agosto de 2011

La família egipcia

La mujer

Mantenía su nombre, una cierta independéncia e incluso su trabajo: habían comadronas, tejedoras, intendentes o bién colaboraban en el negocio de su esposo. Adquirían rango al casarse: se convertían en las administradoras del patrimonio familiar y eran las encargadas de organizar el hogar. Solían prestar mucha atención a su aspecto, mimando especialmente su peinado y maquillaje. 
Matrimonio

Comenzaba, por lo general, cuando la pareja se iba a vivir junta, las mujeres entre los 12 y 14 años y los hombres sobre los 16.; sin ningún tipo de sanción oficial, salvo la firma de un contrato privado en el que se detallaban los bienes de cada componente de la pareja: la boda se celebraba en família porque era considerado un asunto privado. La monogámia o la poligámia era una cuestión práctica, sin trascendéncia jurídica o moral: al tener la esposa e hijos derecho a parte del patrimonio del esposo, esta cuestión influía en la decisión de tener o no una segunda esposa, o que ésta fuese una esclava.

El divorcio.

Era también una cuestión privada, podía ser solicitado por cualquiera de los cónyuges, por motivos tan amplios como el adulterio, la esterilidad, la fealdad de la esposa o el esposo, etc. La esposa podía llegar a recuperar los bienes que poseía antes del matrimonio, si estos se habían establecido en el contrato matrimonial.